¡Ojo! ¿Vienen nuevas reglas para elegir al Papa? La profecía de Mastro Titta

3 Aprile 2024 Pubblicato da Lascia il tuo commento

Marco Tosatti

Estimados amigos y enemigos de Stilum Curiae, nuestro Mastro Titta ofrece a vuestra atención este excursus sobre las actividades del pontífice reinante … Feliz lectura y compartir.

§§§

LLEGA LA NUEVA CONSTITUCIÓN APOSTÓLICA QUE RIGE LA ELECCIÓN DE LOS PAPAS

Habiendo llegado a la cima del monte Vaticano, antes de contemplar los escombros que se encuentran debajo, Bergoglio se transfigura saludándose con un aluvión de autobiografías, memorias, confesiones, chismes y otros fragantes productos de papel.

Esta serie de biografías debería actuar como un testamento espiritual, termina haciéndose eco de las memorias de Zlatan Ibrahimovic.

Deseo que los editores de estos patchworks papales también los vendan, mientras tanto despejo las dudas con el garfio.

En Zibaldone, Leopardi observa cómo hay libros que requieren más tiempo para leerlos que para escribirlos. Era el año 1800, imagínense lo que hoy pensaría el ateo de Recanati de su propio ateísmo al asistir a nuestro aquelarre editorial.

También me gustaría saber qué piensan los catadores oficiales del soberano, aquellos que chupan su sopa con la esperanza de no sufrir una muerte peor, sobre el último trabajo de Bergoglio, “El Sucesor”, que sigue de una buena semana  a la autobiografía anterior, la de la aceptación suicida de los que se han vacunados (al negacionista suicida del no-vax, visto el resultado, debe corresponder necesariamente una figura similar), con las anticipaciones que deberían convencer a las masas de pasar noches al aire libre frente a las librerías para conseguir el iPope 15.

A Bergoglio le encanta el veneno y usarlo. Sobre todo, usarlo. A veces recurre a métodos más apresurados, como los del jabonero de Correggio que servía bizcochos hechos con las entrañas de sus víctimas a las damas cuyas cabezas estaba a punto de aplastar. El resultado es la banalidad de lo insípido, que es en cierto modo el leitmotiv de la Iglesia en salida.

Dagospia da cuenta de ello. Francisco explica a sus escribas los subterfugios del cónclave que eligió a Ratzinger: me “utilizaron”, dice, para evitar la elección de Ratzinger, no querían un Papa “extranjero”. ¿Extranjero para quiénes o qué? ¿No querían un Papa que estuviera en contra de la “inmundicia en la Iglesia”? ¿Por qué Bergoglio está interesado en acreditar un papado disruptivo en su ocaso, especialmente en lo que respecta a la disciplina canónica? ¿Por qué precisar, con un dejo de pesar y después de once años, que él es el sucesor de Pedro y de Joseph?

Sobre este asunto los cardenales están obligados a guardar silencio, a diferencia de los Papas, precisa con celo su garganta profunda. Menos mal que eligieron a Ratzinger, afirma, en lugar de alguien que “crea muchos lios”, es decir, él mismo, olvidando que fue elegido en 2013. Dictamina que Dios en el Cónclave “no deja lugar para las maquinaciones”.

Por lo tanto, quien piensa que el Papa legítimo no es Francisco debe al menos reconocer que Francisco es legítimamente Bergoglio, no un bávaro de chicharrones. ¿Los demás sucesores, Papas o no, serán también Bergoglio o traicionarán el mandato del Refundador?

En estas pocas frases está el contenido del libro. El resto probablemente sea como tofu: llena y proporciona aire. La monumental primicia transmitida a la historia y certificada por la celulosa es que Bergoglio, según él, es el Papa.

Hay consideraciones importantes para hacer. Como siempre, lo que importa no es el libro, que será leído por sus biógrafos, sus más ávidos detractores y algunos otros, sino la anticipación dada a las masas no lectoras. Un avance que, más allá de las minucias que se podrían hacer sobre cada chiste, esconde hábilmente cuestiones graves.

La primera: ¿por qué Bergoglio se refiere al Cónclave que eligió a Ratzinger y no al que lo eligió a él? Sabe muy bien que las “maquinaciones” están expresamente prohibidas por la Universi Dominici Gregis. ¿Arroja la piedra al estanque para ocultar, dejando que los catadores oficiales “saquen conclusiones”, el hecho de que Ratzinger era un Papa ilegítimo? En caso de que el libro contenga valoraciones de conformidad (el Papa puede hacer cualquier cosa) sobre su propia elección, apuesto un riñón a que en su caso todo estaba en orden.

La segunda: ¿a quién le preocupa la urgencia de arañar un cónclave de hace diecinueve años? ¿Cuál sería la necesidad de recurrir ahora a este poder de los Papas para decir lo que les viene a la mente, atribuyéndolo a las sorpresas del Espíritu, sobre un aspecto decisivo como es la elección del pontífice? ¿Qué obtienen de ello los fieles de la especie común, aparte de la foto grupal de los cardenales electores descritos como una pandilla de manipuladores que duermen con el manual de Cencelli en la mesita de luz?

El tercero. Bergoglio, papa o no, es un hombre en guerra abierta contra la Iglesia y, como un granjero protestante francés, rocía estiércol contra el edificio. Arremetiendo contra los chismes en público, los elevó a la categoría de forma privada de gobierno eclesial. Por eso creo que este “El Sucesor” es el licor rosolio que prepara para tragar la pastilla amarga.

Preparémonos entonces para una inminente Constitución Apostólica que anulará la Universi Dominici Gregis, redefiniendo de una vez por todas nuevos criterios sinodales, inclusivos, sostenibles y resilientes para la elección de sucesores. Lo escribirá, justificándola, el excelente Tucho Bésame Mucho: una papa mujer, atea, vacunadora y posiblemente nacionalsocialista moderada, pero con fecha de caducidad como las bendiciones para las parejas homosexuales: diez minutos, diez semanas, diez años. El tiempo es relativo.

No hará ruido como los besos benditos entre homófilos, pero en el silencio general aplaudidor dará el golpe final al papado tal como lo hemos recibido y conocido. Estote parati.

Si me equivoco, ustedes me corregirán.

 

Publicado originalmente en italiano el 2 de abril de 2024, en https://www.marcotosatti.com/2024/04/02/occhio-arrivano-nuove-regole-per-eleggere-il-papa-la-profezia-di-mastro-titta/

Traducción al español por: José Arturo Quarracino

§§§

Ayuda a Stilum Curiae

  

IBAN: IT79N0200805319000400690898

BIC/SWIFT: UNCRITM1E35

§§§

 

Condividi i miei articoli:

Libri Marco Tosatti

Tag: , ,

Categoria:

Lascia un commento