¿Qué legado dejará el papa Francisco? Korazym.org, Andrea Gagliarducci.

29 Marzo 2024 Pubblicato da 1 Commento

 

 

28 Marzo 2024 Pubblicato da Marco Tosatti, su https://www.marcotosatti.com/2024/03/28/quale-eredita-lascera-papa-francesco-korazym-org-andrea-gagliarducci/

Marco Tosatti

Estimados amigos y enemigos de Stilum Curiae, ofrecemos a vuestra atención este artículo publicado por Korazym.org, a quien agradecemos por la cortesía. Feliz lectura y difusión.

§§§

¿Qué legado dejará el papa Francisco?

por Andrea Gagliarducci

Papa Francesco guarda

[Korazym.org/Blog dell’Editore, 25.03.2024 – Andrea Gagliarducci] – Vale la pena tomar en consideración la decisión del papa Francisco de instituir diez grupos de trabajo cuya tarea va más allá del Sínodo. Los grupos individuales son interesantes cuando se los considera en términos de sus contenidos, tanto por lo que incluyen como por lo que no incluyen. También es interesante considerar los participantes. Quien consigue un asiento en una de las mesas (y quien no) es al menos sugestivo y probablemente significativo.

Por un lado, el papa Francisco quiere continuar el camino sinodal para garantizar su continuidad incluso después del final de su pontificado. Por otra lado, los observadores más atentos han advertido que estos diez grupos de trabajo no incluyen los temas más controvertidos.

Por ejemplo, no hay espacio asignado a la consideración de las mujeres en el sacerdocio, ni tampoco para la pastoral de las parejas LGBTQ+.

Sin embargo, las Iglesias de rito bizantino, que cuentan con una gran experiencia sinodal, han pedido una mesa de diálogo con las Iglesias orientales durante la asamblea sinodal. En los grupos de trabajo también están incluidos los párrocos.

El papa Francisco continúa el camino sinodal mirando los contenidos que encuentran mayor consenso en el debate. La asamblea sinodal rechazó la propuesta de mencionar explícitamente a las personas LGBTQ+ en el documento de síntesis. Fue la asamblea sinodal la que moderó, con más de mil enmiendas, el texto de unas cuarenta páginas aprobado a principios de la semana, incluida una forma de control de los Nuncios Apostólicos.

Además, el mismo papa Francisco se encuentra llevando adelante este camino sinodal a través de una iniciativa dirigida a devolver al centro la modalidad sinodal. No se nos ha escapado que el Sínodo fue, como de costumbre, víctima de grupos de presión, especialmente de los medios de comunicación, y que el sistema de moderadores y facilitadores, en lugar de ayudar al debate permitió a algunos redactores definir los borradores del texto que luego se convertiría en la declaración final.

Pero la cuestión es si se puede considerar que la sinodalidad es el legado del papa Francisco y si el papa Francisco cree en ella. Transformar el Sínodo de evento a proceso fue el gran desafío confiado por el Papa al cardenal Mario Grech. Se trata de un cambio sustancial de mentalidad. Sin embargo, con este cambio de actitud pronto descubrimos que somos víctimas de lobbies y de grupos de presión. Por ejemplo, cuando se anunció que, por primera vez, también habría un cupo de laicos para participar en el Sínodo de 2023, varios grupos católicos, aunque con buenas intenciones, inmediatamente se pusieron en movimiento para tener alguien que les representara en el interior de la Asamblea sinodal.

El riesgo significativo es considerar la Asamblea sinodal como un parlamento, con derecho a votar pero sin derecho a decidir. Así, el camino sinodal corre el riesgo de detenerse antes de la meta, dejando a todos decepcionados: a los que querían un sínodo tradicional y a los que querían que el sínodo representara un cambio real para la Iglesia.

La constitución de los grupos de trabajo fue solicitada precisamente para retomar el espíritu sinodal. El objetivo era equilibrar algunos desequilibrios, permitiendo que todos hablaran y fijaran una posición. Sin embargo, el cambio real requerirá mucho trabajo.

El que decide es siempre el papa Francisco. El riesgo es que el Sínodo tenga una especie de efecto Humanae Vitae 2.0 (o 3.0, si Querida Amazonia fuera el 2.0 [AQUÍ]). Es decir, que los medios de comunicación lo llenarán de expectativas, preparándolo así a él y a todos para la decepción. Quizás la elección del Papa de tener grupos de trabajo que vayan más allá de la Asamblea sinodal sirve precisamente para evitar el efecto Humanae Vitae. En definitiva, no se puede criticar nada, porque todo es todavía un trabajo en progreso.

Sin embargo, nos preguntamos hasta qué punto la retórica de la reforma perpetua pueda seguir teniendo éxitoSi el Sínodo encuentra un equilibrio gracias al trabajo continuo de su secretaría, otras decisiones del Papa crean ulteriores desequilibrios: desde la reforma interna del Vicariato de Roma hasta los nuevos Estatutos del Capítulo de Santa María la Mayor, pasando por los que derivan de una difícil equilibrio entre la voluntad del Papa y la necesidad de adherir a la realidad; y también, desde las palabras un tanto temerarias sobre la guerra en Ucrania -que en una entrevista obligó al cardenal Parolin a dar explicaciones respecto al Papa- al deseo de dialogar a toda costa, incluso cuando ese diálogo sería inapropiado.

En la última semana el papa Francisco ha trabajado relativamente poco, pero sus declaraciones y decisiones han generado muchas contradicciones. Sin embargo, todo parece ser temporal. Nadie –excepto quizás el cardenal Víctor Manuel Fernández, prefecto del Dicasterio para la Doctrina de la Fe– puede estar seguro de gozar de la confianza del Papa.

Los miembros de la Curia ni siquiera pueden hacer planes a largo plazo. Están limitados a un nombramiento de duración determinada (cinco años, renovables sólo por otros cinco) y no tienen perspectivas de permanecer efectivamente. Los aspirantes a diplomáticos ven su cursus honorum interrumpido por un año misionero, lo que ralentiza el ingreso en las filas diplomáticas, lo cual constituye un problema, porque cada vez son menos los enviados a estudiar para trabajar en la diplomacia del Papa.

 

Resumiendo: hay una serie de cuestiones críticas en el sistema creado durante el pontificado del papa Francisco, que deben abordarse con miras al futuro. Por ahora todo pasa por las manos del Papa, será diferente durante algún tiempo, pero si no hay una estructura bien definida, el próximo Papa tendrá que reconstruirlo todo desde cero, lo cual no será fácil.

En consecuencia, ¿qué legado le esta dejando el papa Francisco a su sucesor? Hay un fuerte impacto mediático, pero centrado en la persona de este Papa, y la idea de un Papa que ha venido para las personas de bajos recursos y para las periferias, también está centrada en este Papa. Hay una institución curial en crisis. una clase sacerdotal con el orgullo herido y una serie de decisiones que ciertamente cambiaron el curso de la historia, pero cada cambio fue en una dirección que lleva a Francisco, quien ya no estará.

El papa Francisco mira hacia el sur del mundo; sus palabras (incluidas las de la paz) representan el pensamiento de un mundo que se siente finalmente redimido por este Papa, pero ahora es necesario encontrar un nuevo equilibrio, reconquistar la institucionalidad y dar a la Iglesia una estructura que pueda ser válida para el futuro.

Es por eso que primero surgen documentos como los de Demos II y Demos (alias el cardenal George Pell) [AQUÍ y AQUI], las discusiones entre cardenales, los debates entre sacerdotes e incluso la polarización entre entusiastas y no entusiastas del Papa. Éste podría ser el legado que deja este Papa, pero está por verse quién querrá recogerlo.

 

[Este artículo fue publicado originalmente en inglés por el autor, en su blog Monday Vatican [AQUÍ]].

Publicado en Italiano el 28 de marzo de 2024 en https://www.marcotosatti.com/2024/03/28/quale-eredita-lascera-papa-francesco-korazym-org-andrea-gagliarducci/

Traducción al español de la versión original en inglés por: José Arturo Quarracino

 

 

§§§

Ayuda a Stilum Curiae

IBAN: IT79N0200805319000400690898

BIC/SWIFT: UNCRITM1E35

§§§

 

Condividi i miei articoli:

Libri Marco Tosatti

Tag: , ,

Categoria:

1 commento

  • Amparo ha detto:

    QUÉ VERGÜENZA DA LEER ESTAS PALABRAS. ASCO DA LLAMAR PAPA A ESTE IMPOSTOR. UN SACERDOTE DE AQUÍ DE VALENCIA, DIÓCESIS DE ORIHUELA-ALICANTE, ACABA DE SER EXPULSADO POR ACUSAR DE HEREJÍA AL “PAPA FRANCISCO”, Y AQUÍ, EN ESTE ARTÍCULO, AÚN LE LLAMAN “PAPA”. QUE ASCO!

Lascia un commento