Socialcracia: del 1984 de Orwell al 1984 de Apple. El Gran Engaño

13 Gennaio 2021 Pubblicato da Lascia il tuo commento

 

 

 

Marco Tosatti

Muy estimados Stilumcuriales, nos parece interesante compartir con ustedes esta reflexión tomada del blog La Testa del Serpente, sobre los últimos acontecimientos y la manifestación de una especie de dictadura última que muestra ahora su verdadero rostro. Buena lectura.

§§§

Socialcracia: del 1984 de Orwell al 1984 de Apple

De la distopía a la realidad. Lo que George Orwell nos presentó como el peor de los mundos posibles se ha hecho realidad con la llegada de una dictadura que ciertamente no es tan violenta y destructiva como lo fue el nazismo o el comunismo, pero que es igualmente represiva y omnipresente. Hoy, mientras el poder de los medios y las redes sociales y su omnipresencia emerge claramente en las censuras aplicadas a los no alineados con la aprobación y consentimiento de los grandes medios de comunicación, tanto que podemos hablar de una socialcracia, la novela 1984 (publicada en 1949) vuelve a cobrar gran relevancia, al punto que en estos días Twitter -en su delirio de omnipotencia- ha impedido que los usuarios mencionen la etiqueta “#1984”, pero acabó teniendo el efecto contrario, al querer desmentir cualquier referencia a 1984 con los métodos del régimen del Gran Hermano de 1984. Así la dictadura amble de las redes sociales se sacó la máscara, revelándose como un nuevo 1984. A la novela orwelliana se refieren tanto el filósofo francés Michel Onfray en su libro Teoría de la dictadura (traducción italiana: Ponte alle Grazie 2020), como el filósofo coreano (naturalizado alemán) Byung-Chul Han, en Psicopolitica (traducción italiana: Nottetempo 2016).

Del pasaje del 1984 orwelliano a la dictadura amable de las redes sociales (¡nacida precisamente en 1984!) mucho más eficaz que las dictaduras violentas del pasado, habla Byan-Chul Han en un extracto de Psicopolitica (pp. 48-50) que informamos a continuación.

 

El estado de vigilancia orwelliano, con sus pantallas y cámaras de tortura, es completamente diferente del panóptico digital, con Internet, los teléfonos inteligentes y los Google Glass, dominado como está por la ilusión de una libertad y comunicación ilimitadas. En este panóptico, uno no es torturado, sino tuiteado o publicado: aquí no hay ningún misterioso Ministerio de la Verdad. Para reemplazar la verdad están la transparencia y la información. El nuevo objetivo del poder no es controlar el pasado, sino dirigir el futuro en un sentido psicopolítico.

La técnica de poder del régimen neoliberal no es prohibitiva, protectora o represiva, sino prospectiva, permisiva y proyectiva. El consumo no se reprime sino que se maximiza. No se produce ningún faltante, sino más bien hay abundancia, incluso un exceso de positividad: a todos nos urge comunicar y consumir. El principio de negatividad, que aún caracteriza el estado de vigilancia orwelliano, da paso al principio de positividad: las necesidades no son reprimidas sino estimuladas. En lugar de las confesiones obtenidas mediante tortura, se lleva a cabo la desnudez voluntaria. El teléfono inteligente reemplaza a la cámara de tortura: el Gran Hermano adquiere ahora un rostro benévolo. Su benevolencia es lo que hace que la vigilancia sea tan eficaz.

(…) El panóptico digital utiliza la divulgación voluntaria por parte de sus internos. La autoexplotación y la autoexposición siguen la misma lógica: siempre es la libertad lo que se explota. En el panóptico digital falta ese Gran Hermano que nos saca información contra nuestra voluntad. Más bien somos nosotros mismos quienes nos revelamos, quienes voluntariamente nos desnudamos.

Se convirtió en leyenda el comercial de Apple que, en 1984, se transmitió en la gran pantalla durante el Super Bowl en el comercial, Apple se presentó como la liberadora del estado de vigilancia orwelliano. Marchando, una fila de trabajadores apáticos y privados de voluntad entra en un gran salón y escuchan el discurso fanático del Gran Hermano en la pantalla de televisión. Una mujer que corre irrumpe en la habitación, perseguida por la policía del pensamiento: sigue corriendo imperturbable, sosteniendo un gran martillo frente a su pecho que rebota. Ella corre decidida hacia el Gran Hermano y lanza el martillo con toda su violencia contra la pantalla del televisor que, en consecuencia, estalla en llamas. Los hombres despiertan de su apatía y una voz anuncia: “El 24 de enero Apple Computer lanzará Macintosh. Y ustedes entenderán por qué 1984 no será como el 1984” [de Orwell].

Contrariamente al mensaje de Apple, el 1984 no signó el fin del estado de vigilancia, sino el inicio de una sociedad de control de nuevo género, cuya eficacia supera en mucho al estado de vigilancia orwelliano. Cada uno es el panóptico de sí mismo”.

 

Publicado originalmente en italiano el 11 de enero de 2021, en https://www.marcotosatti.com/2021/01/11/socialcrazia-dal-1984-di-orwell-al-1984-di-apple-il-grande-inganno/

Traducción al español por: José Arturo Quarracino

§§§




 

STILUM CURIAE HA UN CANALE SU TELEGRAM

 @marcotosatti

(su TELEGRAM c’è anche un gruppo Stilum Curiae…)

E ANCHE SU VK.COM

stilumcuriae

SU FACEBOOK

cercate

seguite

Marco Tosatti

Su Gab c’è:

@marcotos




SE PENSATE CHE

 STILUM CURIAE SIA UTILE

SE PENSATE CHE

SENZA STILUM CURIAE 

 L’INFORMAZIONE NON SAREBBE LA STESSA

 AIUTATE STILUM CURIAE!

ANDATE ALLA HOME PAGE

SOTTO LA BIOGRAFIA

OPPURE CLICKATE QUI




Questo blog è il seguito naturale di San Pietro e Dintorni, presente su “La Stampa” fino a quando non fu troppo molesto.  Per chi fosse interessato al lavoro già svolto, ecco il link a San Pietro e Dintorni.

Se volete ricevere i nuovi articoli del blog, scrivete la vostra mail nella finestra a fianco.

L’articolo vi ha interessato? Condividetelo, se volete, sui social network, usando gli strumenti qui sotto.

Se invece volete aiutare sacerdoti “scomodi” in difficoltà, qui trovate il sito della Società di San Martino di Tours e di San Pio di Pietrelcina

Condividi i miei articoli:

Libri Marco Tosatti

Tag: , ,

Categoria:

Lascia un commento